My Clock

jueves, 18 de octubre de 2007

Premio Nobel de la Paz



Al Gore, Nobel de la Paz por su labor contra el calentamiento global
Comparte el premio con el Panel Intergubernamental sobre Cambio Climático de la ONU

Aunque la Casa Blanca felicita al ex vicepresidente, descarta modificar su política ambiental Reuters, Afp y Dpa.

Al Gore, designado premio Nobel de la Paz 2007, ofreció ayer una conferencia de prensa en Palo Alto, California Foto: Ap
Oslo, 12 de octubre. El ex vicepresidente de Estados Unidos Al Gore (1993-2001) fue designado hoy ganador del Premio Nobel de la Paz por ser “probablemente el individuo que más ha hecho para crear una mayor comprensión mundial de las medidas que es necesario adoptar” para revertir el calentamiento en el planeta, informó hoy el Comité Noruego del Instituto Nobel.
Dotado con un millón 500 mil dólares, el reconocimiento fue otorgado en partes iguales al Panel Intergubernamental sobre Cambio Climático de la Organización (PICC) de Naciones Unidas, que, a su vez, “ha formado un consenso más amplio sobre la conexión entre las actividades humanas y el calentamiento global”, señaló el Comité Noruego, que ha reconocido las contribuciones a la paz desde 1901, en memoria de Alfred Nobel (1833-1896), creador del primer fondo del galardón, tras haber inventado la dinamita.
“Espero que esto ponga el tema en un lugar preponderante”, expresó Rajendra Pachauri, presidente del PICC, economista indio de 67 años.
Esta es la segunda ocasión en que este premio –considerado el más importante reconocimiento político a nivel mundial– es atribuido a una persona dedicada a la conservación ambiental, luego de que en 2004 fue entregado a la keniana Wangari Maathai.
En 106 años, el Nobel de la Paz ha sido entregado a personajes –83 hombres y 12 mujeres– como el sudafricano Nelson Mandela, el palestino Yasser Arafat, el israelí Shimon Peres, la guatemalteca Rigoberta Menchú, el argentino Adolfo Pérez Esquivel, el ruso Mijail Gorbachov y el mexicano Alfonso García Robles, entre otros.
Sólo una persona lo ha rechazado después de su designación: el vietnamita Le Duc Tho, negociador de la paz en la península indochina junto con el estadunidense Henry Kissinger, en 1973.
El ex vicepresidente donará los fondos
El premio también ha sido entregado a 20 entidades, entre las cuales se cuentan la británica Amnistía Internacional, la francesa Médicos sin Fronteras y la Organización de Naciones Unidas, que por conducto de distintas agencias y órganos administrativos lo ha recibido 11 veces.
En 19 ocasiones, el Comité Noruego declaró desierto el premio, la última de ellas en 1972. Entre 1939 y 1943, durante la Segunda Guerra Mundial, también quedó vacante.
Este viernes, tras conocer su designación, Gore, de 59 años, dijo que se sentía “profundamente honrado” y que donará su parte del premio a la Alianza para la Protección del Clima, organización bipartidista estadunidense sin fines de lucro, que se ocupa de crear conciencia sobre la emisión de gases de efecto invernadero.
La labor de esa agrupación es significativa en un país cuyo gobierno se ha negado a reconocer el Protocolo de Kyoto pactado por los miembros de la ONU, que compromete a los estados a reducir la generación de gases que provoquen el calentamiento del planeta, al que Gore llama “nuestro único hogar”.
El protocolo fue pactado en 1997 en Japón y al año siguiente fue abierto a la firma de ratificación de los países miembros de la ONU. El gobierno del presidente Bill Clinton, cuyo vicepresidente fue Al Gore, así como su sucesor, George W. Bush, no han asumido el compromiso.
La Casa Blanca, que este viernes felicitó a Gore por el premio y dijo “alegrarse” por la designación, ratificó su rechazo a cambiar la política ambiental en Estados Unidos, lo que implica mantenerse al margen de dicho protocolo.
La entrega del premio, que se realiza el 10 de diciembre de cada año para conmemorar la muerte de Nobel, coincidirá este año con la celebración de una nueva conferencia internacional sobre cambio climático, que tiene como objetivo definir las respuestas mundiales para enfrentar ese problema a partir de 2012, año en que terminan los plazos establecidos en Kyoto.
Sin referirse específicamente al protocolo, uno de los portavoces de la Casa Blanca, Tony Fratto, dijo hoy que el “paso más difícil” que deberán enfrentar los países para frenar el cambio climático es “implementar estrategias efectivas y prácticas”, pero a largo plazo, como ha señalado Bush al proponer la realización de una reunión cumbre en la que participen los 16 países que producen más gases de efecto invernadero, entre ellos México.
Pese a las posibles interpretaciones políticas del premio, el presidente del Comité Noruego, Ole Danbolt Mjoes, dijo que la designación a Gore no tuvo la intención de ser una crítica a Bush, porque el Nobel “es un mensaje positivo”.
Mjoes explicó que la entrega del Nobel a Gore y el PICC tiene el propósito de establecer una relación entre el calentamiento del planeta y el riesgo de conflictos armados.
“Los cambios climáticos importantes podrían alterar y amenazar las condiciones de vida de una gran parte de la humanidad. Podrían desencadenar mi-graciones masivas y crear una feroz competencia por los recursos de la Tierra. Podría presentarse un alto riesgo de conflicto violentos y de guerras entre y en el seno de los estados.”
Fuentes cercanas al Comité Noruego –consultadas por la agencia Dpa– revelaron que en sus debates de este año hablaron de la inconveniencia de dar el Nobel a un político estadunidense, un año antes de las elecciones presidenciales, en noviembre de 2008.
La distinción de Gore con el Nobel reavivó hoy en Estados Unidos las peticiones de partidarios del político demócrata para que reconsidere su precandidatura.
Frente al republicano Bush, Gore ganó el voto popular en las elecciones presidenciales de 2000, con ventaja de 300 mil sufragios, pero Bush, con la ayuda del estado de Florida –gobernado entonces por su hermano Jeb–, logró los 270 votos del colegio electoral, que en Estados Unidos tiene la última palabra en los comicios.
Albert Arnold Gore, hijo de un político que pasó 30 años en el Congreso, se ha definido como un “desenamorado” de la política y ha rechazado ser candidato a la presidencia para los comicios del próximo año.
Hasta el ex presidente y correligionario Jimmy Carter lo ha llamado para pedirle que reconsidere su decisión.
Amigos y simpatizantes de Gore publicaron un desplegado en The New York Times para ratificar su petición, aunque Hillary Clinton, una de las precandidatas demócratas, felicitó a Gore, pero nada dijo sobre las sugerencias en torno a su postulación.
Autor del documental Una verdad incómoda, que explica el problema del calentamiento global, el ex vicepresidente ganó este año el Óscar al mejor trabajo en su género.
Sin embargo, el premiado también tiene críticos en el exterior; uno de ellos es el presidente de la República Checa, Vaclav Klaus, quien nuevamente rechazó la tesis de Gore, y dijo: “Creo que nunca escuché mayor disparate que las ‘pruebas’ de que el hombre destruye la Tierra. Eso lo dice quizás Al Gore, pero ninguna persona normal”.
Parabién de Calderón
En México, el presidente Felipe Calderón expresó su felicitación a Gore y los integrantes del PICC por haber obtenido el premio.
La Presidencia de la República informó en un comunicado que México comparte este reconocimiento porque coincide en que el calentamiento global constituye uno de los principales retos para la comunidad internacional.

3 comentarios:

martin dijo...

Paz, calentamiento global, pol�tica y econom�a

La problem�tica del calentamiento global, es de todos. Aquellos que no tenemos los medios ni la posici�n como para decidir sobre sus efectos, no estamos ajenos a �l porque los padecemos: cambios en la frecuencia y distribuci�n de las enfermedades virales, el uso de la tierra (espacios geogr�ficos empobrecidos que mueven a la poblaci�n a migraciones masivas), los agentes pat�genos presentes en el agua que se utiliza para consumo humano, entre otros efectos.

Entendido de esta forma, el calentamiento global no es un capricho de ecologistas desentendidos del rumbo de las dem�s circunstancias mundiales (pol�tica, econom�a) sino una de las variables que deben tenerse en cuenta a la hora de hablar de justicia �si se piensa, por ejemplo, en el derecho de todas las personas de contar con los recursos necesarios para su subsistencia, los cuales est�n en riesgo de escasear a ra�z de los cambios clim�ticos, o el derecho a la salud, comprometido por la extensi�n de enfermedades que no son habituales en zonas espec�ficas. Debe tenerse en cuenta, entonces, la cuesti�n del calentamiento global en las pol�ticas econ�micas y por ende en los planes de gobierno; dicho esto de paso en momentos previos a elecciones nacionales.

el calentamiento global dijo...

hola profe!!! bueno su blog me parece muy completo y muy no se si se dic haci pero me parece muy informativo.
Yo pienso que el tema de las enfermedades que podrian traer un futuro proximo no habria que hacer como si no pasara nada y despues cuando llege y afecte a todo el mundo.

Y bueno nada profe

soledad delgado

Anónimo dijo...

cronograma vigilância barrada tributária largos originária exclusivo mansueto zeuner antoine